Internacionales

(CNN) — La administración de Donald Trump anunció el viernes que eliminará una regulación de la era Obama que prohíbe la discriminación en la atención médica contra pacientes transgénero.

La medida, que ocurre durante el Mes del Orgullo Gay, una celebración anual de la comunidad LGBTQ que tiene lugar durante todo el mes de junio, y en el cuarto aniversario del tiroteo mortal en el club nocturno Pulse, en el que 49 personas fueron asesinadas en un popular lugar LGBTQ en Orlando, fue condenado rápidamente por grupos LGBTQ, que ven la acción como discriminatoria.

La Sección 1557 de la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio, conocida como la Ley de Derechos de Atención Médica, “prohíbe la discriminación basada en raza, color, origen nacional, sexo, edad o discapacidad en ciertos programas y actividades de salud”. Una norma promulgada en 2016 interpretó que la prohibición de la discriminación sexual incluía la discriminación basada en la identidad de género, basándose en interpretaciones similares en otras leyes federales de derechos civiles y sentencias judiciales, y la interrupción del embarazo.

Pero el Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE.UU. (HHS, por sus siglas en inglés) dijo en un comunicado el viernes que estaba eliminando “ciertas disposiciones de la Regla de 2016 que excedían el alcance de la autoridad delegada por el Congreso en la Sección 1557. El HHS hará cumplir la Sección 1557 volviendo a la interpretación del gobierno de discriminación sexual de acuerdo con el significado simple de la palabra ‘sexo’ como hombre o mujer y según lo determinado por la biología”.null

“La Regla de 2016 declinó reconocer la orientación sexual como una categoría protegida bajo la Ley de Protección de Salud Asequible (Obamacare), y el HHS dejará ese juicio sin cambios”, dijo el HHS.

The Human Rights Campaign, un grupo de derechos LGBTQ, ha dicho que planea presentar un recurso de desafío legal al cambio de regla, que la administración de Trump propuso una versión similar del año pasado.

“No podemos y no permitiremos que Donald Trump continúe atacándonos. Hoy, The Human Rights Campaign está anunciando planes para demandar a la administración de Trump por exceder su autoridad legal e intentar eliminar las protecciones básicas de atención médica de las comunidades vulnerables, incluidas las personas LGBTQ”, dijo el presidente Alphonso David dijo en un comunicado.

La Unión Estadounidense de Libertades Civiles también criticó la medida, diciendo que podría costar vidas.

“La administración de Trump se ha puesto en la misión al poner las creencias religiosas y políticas por encima de la atención médica de un paciente. Esto es mortal y todos deberíamos estar indignados”, dijo la subdirectora legal de la ACLU, Louise Melling, en un comunicado de prensa.

Deja un comentario