El sujeto era un lider narco de esa zona.

Estos fueron los detalles cuando su organización fue desarticulada en el 2020, pero posteriormente el Juzgado Penal le otorgó la libertad sin medidas cautelares 👇

El crimen del estadounidense Thomas Jeffry Cook, cuyo cadáver estaba enterrado en una fosa en Palmiras, Siquirres, llevó a los agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) a descubrir y desarticular una peligrosa banda narco que surtía de drogas a Guápiles, Matina, Siquirres y el cantón central de Limón.


Las pesquisas estuvieron a cargo de los oficiales de la Subdelegación Regional del OIJ en Siquirres y este miércoles realizaron múltiples allanamientos en 23 viviendas, donde detuvieron a 14 de las 25 personas que figuran como sospechosas de integrar el grupo vinculado con crimen organizado, posesión de armas de fuego, homicidios, tráfico de drogas y asociación ilícita.


Uno de los capturados es Ronny Dobrosky Rojas, de 36 años, quien era el líder de la organización. Los judiciales lo sorprendieron dentro de su casa en Cieneguita, la cual estaba rotulada como pescadería, pese a que la policía judicial no ubicó nada relacionado con este tipo de negocio.


Además el inmueble tenía una especie de escudo pintado en la entrada que decía: “Hogar protegido por el arcángel Miguel”.
Walter Espinoza, director general del OIJ, agregó que entre las personas detenidas está una mujer de apellidos Hurtado Palma y 26 años. En su caso las autoridades la capturaron en San Ramón, Alajuela, y la vinculan únicamente con el homicidio del estadounidense Thomas Jeffry Cook.


Otro de los sospechosos se apellida Torres Gibson y tiene 25 años. Fue detenido horas después por oficiales de Fuerza Pública en Matina.


Cabe destacar que, pese a las incursiones, no se logró ubicar a 11 personas porque cuando los agentes ingresaron a sus casas no los encontraron.

Dos de ellos ocupan los segundos mandos en el grupo criminal.
Se trata de un joven apellidado Campos Vaciana, alias “Bebé”, vecino de Matina y reconocido por la policía judicial como un sicario y traficante de drogas. El segundo sujeto se apellida Hernández Fernández, tiene 44 años, es conocido como “Ratón”, vecino de Limón y recientemente salió de la cárcel.

CRIMEN DE GRINGO

Espinoza explicó que este caso se origina en el hallazgo del cadáver del norteamericano en octubre de 2018. Este hombre residía en Jacó, Puntarenas, y tras desaparecer su cuerpo lo hallaron enterrado en una fosa en Palmiras, Siquirres.


Mediante las pesquisas establecieron que el extranjero tenía contacto con Hurtado Palma, oriunda de Matina. Al investigarla los agentes concluyeron que al parecer tenía un vínculo con “Bebé”, quien también pasó bajo la lupa de la policía judicial.


Los judiciales descubrieron que este sujeto era el segundo al mando en la organización criminal junto con “Ratón”, situación que los condujo a indagar cómo operaban.


Espinoza aclaró que el móvil del asesinato del extranjero está relacionado con asuntos de carácter personal y con el ánimo de obtener algún provecho económico.


“No estamos relacionando para nada a la víctima con una pertenencia a la organización criminal. La orientación va por ese lado del tema afectivo, patrimonial, de dinero, de provecho, además la condición que le permitió convertirse en una víctima porque estaba solo en el país, no tenía conocidos y de alguna manera era susceptible a un hecho criminal que acabó con su vida”, dijo.

PELIGROSA ESTRUCTURA

Espinoza reveló que gracias a las pesquisas determinaron que el grupo narco tenía más de un año de dedicarse de manera fuerte y constante al tráfico de drogas en la provincia y además generó muchos problemas, incrementando el nivel de violencia, así como la incidencia delictiva.


Además se le relaciona con la muerte del gringo y otros cuatro asesinatos en la provincia. Uno de ellos es el de Josué Daniel García Aguilar, que se reportó el 9 de febrero de 2019 en Turrialba. El segundo caso corresponde a la muerte de Andy Roberto Wilson Matarrita, quien falleció el 17 de febrero de 2019 en Siquirres.


Mientras que el tercer asesinato lo atendieron las autoridades semanas atrás en Carrandí, Matina, donde murió una pareja dentro de un vehículo. Asimismo, a la banda se la relaciona con otros ataques a balazos ocurridos en la zona.
En la Fiscalía detallaron que todos los hechos se investigan bajo el expediente 18-001094-0070-PE por los presuntos delitos de venta de drogas, homicidio, tentativa de homicidio, asociación ilícita y legitimación de capitales.


El titular del OIJ añadió que estos homicidios se relacionan con el tráfico drogas, lucha por plazas para la venta y no necesariamente porque las víctimas pertenecieran al grupo criminal, sino porque de alguna manera en el ilícito negocio surgieron situaciones que lo llevaron a acabar con ellas.


Por otra parte, en los últimos meses esta organización se dedicaba a extorsionar comerciantes de Matina y Guápiles mediante presiones y solicitudes de pago de dinero a cambio de protegerlos o evitar que les sucediera algún mal que la banda pretendía infringir.

¿QUIÉN ES DOBROSKY?

Respecto a Dobrosky Rojas, líder de la banda, Espinoza comentó que una de sus funciones era facilitar armas de fuego y obtener la droga, principalmente cocaína y marihuana, para coordinar su distribución, precio, venta y almacenamiento.
Para conseguir los estupefacientes al parecer el sospechoso utilizaba varias lanchas para traficarlos, específicamente la marihuana, que provenía de Jamaica.
Trascendió que Dobrosky pertenece a la Asociación de Pescadores Independientes de Limón y a su nombre están registradas las lanchas “The Angel Bullet” (La Bala del Ángel), motor Suzuki y placa L-003109, y “The Angel” (El Ángel), motor Yamaha y placa L-003654.


En tanto, a nombre de su esposa está inscrita la embarcación “The Angels Shield” (El Escudo de los Ángeles), de motor Yamaha y placa L-003632.
Como parte de sus antecedentes policiales, Dobrosky tenía pendiente un juicio porque en 2013 lo relacionaron con el decomiso de ¢137 millones en efectivo, que según dijo Espinoza provenían del tráfico de drogas. En los últimos meses lo citaron para comparecer, pero por circunstancias procesales la audiencia no se realizó.
“Este sujeto se camufla al amparo de una actividad pesquera que no existe, que no funciona y que no es patente, tanto así que en el inmueble no hay indicio alguno de que se dedique a esa actividad, sin embargo sí decomisamos gran cantidad de lanchas y motores de alto nivel que permiten que se desplacen a alta velocidad y que probablemente utilizaron para transportar marihuana desde Jamaica”, expresó.


Espinoza añadió que durante todo este tiempo Dobrosky daba instrucciones desde su casa al resto de los miembros de la organización, además a este sitio acudían todos los integrantes de la banda para recibir directrices que les permitían realizar el ilícito negocio de manera ordenada y puntual.


También se incautó droga destinada al tráfico nacional, armas de fuego, dinero en efectivo y celulares. Se coordinó con la Fiscalía para devolver a dominio del Estado el área donde se detuvo a Dobrosky porque es un sitio que facilita y permite el ingreso de sustancias prohibidas al país.
De acuerdo con el director general del OIJ, debido a que la provincia está caliente desde el punto de vista criminal, en los allanamientos se contó con el apoyo de la Unidad Especial de Intervención (UEI), Unidad Especial de Apoyo (UEA), Servicio Especial de Repuesta Tactica (SERT) y agentes del OIJ de Siquirres y Pococí. Con estos operativos esperan reducir la guerra narco en la provincia.

EL LIDER DETENIDO (ahora fallecido)

• Ronny Dobrosky Rojas, 38 años, líder narco de Cieneguita.

%d bloggers like this: