autorPuerto Rico

 Una mujer se volvió viral en redes sociales, por estar en silla de ruedas haciendo fila en el sector preferencias de discapacitados, para acceder a la entrada de un concierto de Bad Bunny, pero en realidad la muchacha no tenía ninguna discapacidad.

Lo que causó la molestia de los fans del “Conejo Malo”, es que la joven cuando compró su boleto salió caminando de las taquillas, sin su silla de ruedas.
Una fanática de Bad Bunny llegó a la taquilla en silla de ruedas y al comprar su entrada sale caminando.
Una fanática de Bad Bunny llegó a la taquilla en silla de ruedas y al comprar su entrada sale caminando.
Una internauta de nombre Lisa en Twitter que usa silla de ruedas, comentó en una publicación, que la muchacha en silla de ruedas no presentaba ninguna enfermedad o lesión para usar ese aparato, puesto que antes de comprar los boletos les pidieron una identificación de minusválido y la joven no contaba con una.

“Yo fui la primera persona en silla de ruedas en llegar y ella estuvo colándoseme todo el tiempo. Nos pidieron nuestro ID de impedimento y ella NO LO TENÍA. La dejaron comprar, salió y rápido se salió de la silla y caminó. Me da rabia”, comentó la joven.

Antes de comprar los boletos les pidieron una identificación de minusválido y la joven no contaba con una.
Antes de comprar los boletos les pidieron una identificación de minusválido y la joven no contaba con una.
El suceso, sarcásticamente, ha sido descrito en las redes como un supuesto milagro en referencia a la de ocurrencias que han hecho los fanáticos con tal de lograr comprar los boletos.

Otros usuarios de redes sociales, intentaron justificar el comportamiento de la joven señalando que estaba lastimada de una rodilla y por eso en ocasiones debe de utilizar la silla de ruedas.

 

By LaPerla

%d bloggers like this: