Se dice que el hombre, quien sería de la zona y tendría 40 años, la tomó por la fuerza cuando ella regresaba a su casa.

El sospechoso de violar a la niña aceptó los cargos al ser confrontado por el padre de la menor, he incluso le suplicó al padre que no lo denunciara.

Posteriormente, escapó llevando consigo a su hija de dos años y a su hijastra de nueve años.

Fuerza Pública y vecinos mantienen una búsqueda en la zona para ver si logran dar con el sospechoso.